Epimeleia

Epimeleia heautou (ἐπίμέλεία ἑαυτοῦ) hace referencia a ocuparse, cuidarse, estudiarse a uno mismo. Pero no desde una aproximación egoísta de centrarse en el pequeño yo para obtener lo mejor del mundo, sino desde una perspectiva de aprendizaje continuo con la felicidad plena, eudaimonia (εὐδαιμονία), como objetivo. Para poder ofrecerse al mundo.

Foucault, en su Hermeneutica del sujeto, nos dice lo siguiente:

“La épiméleia es el principio filosófico que predomina en el modo de pensamiento griego, helenístico, y romano. Sócrates encarna esta manera de filosofar cuando interpela a la gente de la calle o a los jóvenes del gimnasioy les dice: ¿te ocupas de ti mismo? (lo que implicaría abandonar otras actividades más rentables, tales como hacer la guerra o administrar la Ciudad).

Por otra parte, sería necesario distinguir en el concepto de épiméleia los aspectos siguientes:

En primer lugar, nos encontramos con que el concepto equivale a una actitud general, a un determinado modo de enfrentarse al mundo, a un determinado modo de comportarse, de establecer relaciones con los otros. La épiméleia implica todo esto, es una actitud, una actitud en relación con uno mismo, con los otros, y con el mundo.

En segundo lugar, la épiméleia heautou es una determinada forma de atención, de mirada. Preocuparse por uno mismo implica que uno reconvierta su mirada y la desplace desde el exterior, desde el mundo, y desde los otros, hacia sí mismo. La preocupación por uno mismo implica una cierta forma de vigilancia sobre lo que uno piensa y sobre lo que acontece en el pensamiento.

En tercer lugar, la épiméleia designa también un determinado modo de actuar, una forma de comportarse que se ejerce sobre uno mismo, a través de la cual uno se hace cargo de sí mismo, se modifica, se purifica, se transforma o se transfigura. De aquí se derivan toda una serie de prácticas basadas a su vez en toda una serie de ejercicios que van a jugar en la historia de la cultura, de la filosofía, de la moral, y de la espiritualidad occidentales un papel muy relevante. Entre estas prácticas se encuentran, por ejemplo, la técnica de la meditación, la técnica de la memorización del pasado, la técnica del examen de conciencia, la técnica de verificación de las representaciones a medida que éstas se hacen presentes en la mente …”

El propósito de Epimeleia es, por tanto, compartir conocimientos y habilidades útiles para cultivar una vida plena. Útiles y validados por la ciencia. A veces quizás estarán en la frontera, pero mi objetivo es no incluir nada que entre en contradiccion con ella. Como dice Carl Sagan: “La ciencia no es perfecta, con frecuencia se utiliza mal, no es más que una herramienta, pero es la mejor herramienta que tenemos, se corrige a sí misma, esta siempre evolucionando y se puede aplicar a todo. Con esta herramienta conquistamos lo imposible”.

Mi aspiración es que algo de lo que comparto aquí, con humildad y actitud de aprendiz, os resulte útil.

WEB del curso Cultivando el Equilibrio Emocional (CEB)

Ir a próximas actividades

epimeleiabarcelona@gmail.com